Las sustancias que se deben eliminar son enormemente variadas, pero las más abundantes son el dióxido de carbono, y derivados del nitrógeno que se producen por alteración de grupos amino resultantes del catabolismo (degradación) de las proteínas. La sustancia excretada puede ser:
Amoníaco. Es excretado por invertebrados acuáticos, peces óseos y larvas de anfibios. Es muy tóxico pero, por su gran solubilidad y difusión, el agua circundante lo diluye y arrastra con rapidez. Los animales que excretan amoníaco se denominan amoniotélicos.
Urea. Se produce en el hígado por transformación rápida del amoníaco, resultando ser mucho menos tóxica y más soluble, aunque se difunde con mayor lentitud. Por esas razones puede acumularse en los tejidos sin causar daños y excretarse más concentrada. Es el principal desecho nitrogenado de los peces cartilaginosos, anfibios adultos y mamíferos. Los animales que excretan urea se denominan ureotélicos.
Ácido úrico. Es característico de animales que ingresan el agua en poca cantidad. Se forma a partir del amoníaco y otros derivados nitrogenados. Se excreta en forma de pasta blanca o sólido dado su mínima toxicidad y baja solubilidad. Es característico de animales adaptados a vivir en un ambiente seco y poner huevos con cáscara y membrana impermeables al agua, como por ejemplo insectos, moluscos pulmonados, reptiles y aves. Los animales que excretan ácido úrico se denominan uricotélicos.


La excreción en las plantas consiste en la eliminación de sustancias de desecho producidas en el metabolismo. Al contrario de los animales, las plantas carecen de aparato excretor, por lo que los procesos de excreción no están muy desarrollados.
Algunos desechos sólidos son almacenados, por ejemplo, en el interior de vacuolas como cristales de oxalato cálcico, y otros son reutilizados en procesos de síntesis, o se aprovechan en el metabolismo secundario.

Los vegetales no tienen estructuras especializadas para llevar a cabo la excreción, es decir, carecen de órganos especializados para ello. La realizan a través de ESTOMAS, pelos radicales y lenticelas.
Además, es muy poco lo que desechan. Algunos desechos no se expulsan, sino que lo acumulan en sus Vacuolas como sustancias de reserva.
Las sustancias de desecho pueden ser:
- SÓLIDAS: cristales de oxalato cálcico.
- LÍQUIDAS: aceites esenciales (menta, lavanda, eucaliptus), resinas, látex (caucho),etc.
- GASEOSAS: dióxido de carbono y etileno (gas de los frutos maduros).


DRUSAS

bullet
bullet


Cristales de oxalato cálcico con numerosas caras y puntas muy agudas.

bullet
bullet


Tamaño: 5-10 nm de diámetro.

bullet
bullet


Normalmente hay una por célula.


||
||


RAFIDIOS

bullet
bullet


Cristales de oxalato cálcico muy largos, finos y afilados que se presentan agrupados y en gran número formando un haz dentro de la célula.

bullet
bullet


Algunos están bajo presión dentro de la célula.

bullet
bullet


ESTILOIDES

bullet
bullet


Tienen la misma forma que los rafidios pero se encuentran aislados o en parejas dentro de las células.

bullet
bullet



Son muy grandes y casi siempre deforman a la célula que los contiene.



external image moz-screenshot.pngexternal image moz-screenshot-1.pngexternal image tipos%20de%20cristales.gif


Muchos árboles y arbustos, liberan los productos al producirse la caída de la hoja. Muchas plantas tienen tejidos secretores, por medio de los cuales se expulsan sustancias como néctar, resinas, aceites, látex, etc.
El néctar es una mezcla de azúcares que atrae a los insectos polinizadores, se almacena en glándulas o nectarios situados en las flores. Las resinas se guardan en los canales resiníferos de muchas gimnospermas. Muchos aceites esenciales se expulsan al exterior mediante pelos glandulares o son almacenados en bolsas oleíferas. El látex se almacena en los tubos laticíferos.
En algunas plantas adaptadas a suelos salinos el exceso de sal se acumula en tejidos ricos en agua, o se segrega al exterior de la epidermis por transporte activo.

En las plantas acuáticas, los desechos metabólicos se difunden libremente del
citoplasma al agua circundante ya que ninguna célula se halla a gran distancia de ésta y
la concentración de desechos en el interior de la célula sobrepasa la concentración de
ésta en el agua. El único producto metabólico que no cumple con lo anterior es el agua,

que no se puede eliminar por ósmosis dadas las diferencias de concentraciones entre la
célula y el medio, lo que favorece un flujo continuo de agua ambiental hacia el interior de
la célula. A medida que el agua penetra, la presión en el interior de la célula llega a ser
equivalente a la presión osmótica, se establece equilibrio hídrico entre el contenido
celular y el medio.


Por varias razones, la excreción en las plantas no es un problema de difícil solución. En
primer lugar, la tasa catabólica en las plantas es mucho menor que en los animales; en
consecuencia, los desechos metabólicos se almacenan más despacio. En segundo
lugar, las plantas verdes utilizan gran parte de los productos de desecho del catabolismo
en sus procesos anabólicos. El agua y el bióxido de carbono, productos de la
respiración, se utilizan en la fotosíntesis; las plantas pueden emplear los desechos
nitrogenados en la síntesis de nuevas proteínas, lo cual reduce su necesidad de
excreción.
En las plantas acuáticas, los desechos metabólicos se difunden libremente del
citoplasma al agua circundante ya que ninguna célula se halla a gran distancia de ésta y
la concentración de desechos en el interior de la célula sobrepasa la concentración de
ésta en el agua. El único producto metabólico que no cumple con lo anterior es el agua,
que no se puede eliminar por ósmosis dadas las diferencias de concentraciones entre la
célula y el medio, lo que favorece un flujo continuo de agua ambiental hacia el interior de
la célula. A medida que el agua penetra, la presión en el interior de la célula llega a ser
equivalente a la presión osmótica, se establece equilibrio hídrico entre el contenido
celular y el medio.
En las plantas terrestres, los desechos como las sales de ácidos orgánicos se
almacenan en la planta; estos desechos pueden ser almacenados en forma de cristales
o disolverse en el fluido de la vacuola central. En las especies herbáceas, los productos
de desecho permanecen en las células hasta que las hojas caen en el otoño. En las
plantas perennes los desechos se depositan en el duramen no viviente del tallo o son
eliminados al producirse la caída de las hojas.

¿cual es la importancia de la excrecion vegetal para los animales, el hombre y para las mismas plantas?

Primero hay que ver cual sería la "excreción" en las plantas. Las plantas no defecan, entonces la "excreción" puede referirse a los sobrantes o desechos de la fotosíntesis.
En este proceso las plantas utilizan la energía del sol para fijar carbono a partir agua y CO2 (dióxido de carbono) convirtiéndolo en energía química (en este caso glucosa). Además de la glucosa, en esta reacción se forma oxígeno molecular como "desecho" y como has de saber, el oxígeno es de vital importancia para la vida en el planeta.